La bendición de Dios se hace presente, realizan jornadas de evangelización en Londres, Inglaterra.