Autoridad apostólica rompe barreras, recuerdan la muerte de Cristo y toman la Santa Cena.